domingo, 13 de octubre de 2013

Un no-Nobel: de uno de sus textos.

Pierre Menard, autor del Quijote.

El anterior es título de un cuento de Borges. Del texto he entresacado citas, habida cuenta que al hacerlo también he mutilado inmisericorde sus ideas tornándolas -quizás- ininteligibles.

El Error trata de empañar su Memoria.

Es muy fácil recusar mi propia autoridad.

Censurar y alabar son operaciones que nada tienen que ver con la crítica.

La obra inconclusa (forma parte) de las posibilidades del hombre.

Mi empresa no es difícil. Me bastaría ser inmortal para llevarla a cabo.

El recuerdo de algo se simplifica por el olvido y la indiferencia.

La ambigüedad es una riqueza.

No hay ejercicio intelectual que no sea finalmente inútil.

La gloria es una incomprensión; quizá la peor.

Una doctrina es al principio una descripción verosímil del universo; giran los años y es un mero capítulo -cuando no un párrafo o un nombre- de la historia de la filosofía.

Pensar, analizar, inventar no son actos anómalos, son la normal respiración de la inteligencia.


Todo hombre debe ser capaz de todas las ideas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada